Los industriales y las pymes celebraron las medidas, pero el campo las ve como insuficientes

0
3

Todos los sectores advierten que para lograr los objetivos, el Gobierno deberá generar confianza. El agro sostiene que la baja de retenciones no alcanza para la liquidación de divisas.

El ministro de Economía, Martín Guzmán, anunció medidas para los sectores productivos y recibió respaldos y cuestionamientos.

Grandes industriales y empresarios pymes recibieron con buenas expectativas las medidas anunciadas este jueves por el Gobierno para la promoción de exportaciones del sector fabril y el fomento a la construcción, pero para el sector agropecuario la baja de retenciones no es suficiente para que los productores vendan sus cosechas, por la brecha existente entre los distintos tipos de cambio.

En todos los casos, los empresarios advierten que el mayor problema del equipo económico de Martín Guzmán es la falta de confianza y de reglas claras necesarias para las inversiones. Y sostienen que es necesario que también se trabaje para revertirlo.

La industria

“Las medidas están bien orientadas en términos de la industria, de la minería y de la construcción y la búsqueda de fomentar las exportaciones a partir de disminuir las retenciones a las exportaciones de productos de valor agregado e incrementar los reintegros”, señaló José Urtubey, dirigente de la Unión Industrial Argentina (UIA),.

En el mismo sentido, destacó que “los estímulos para buscar que el ahorro argentino pueda volcarse a lo que es la inversión productiva o al crédito productivo son buenos”, pero consideró que en el caso de la baja de las retenciones a las producciones agropecuarias “es un aliciente, pero es cierto que no es muy sustantivo, aunque es una rebaja en sí”.

“Queda el desafío de ver, frente a la escasez de dólares, cómo se genera la confianza necesaria para fortalecer las reservas del Banco Central”, enfatizó Urtubey.

El agro
Para Luis Miguel Etchevehere, expresidente de la Sociedad Rural Argentina (SRA), si con las medidas anunciadas para el agro “la idea es tratar de estimular o dar señales a los productores para que vendan, entonces no es el camino correcto”.

“Mucho más importante que las retenciones es la brecha entre los distintos tipos de cambio”, alertó el exministro de Agricultura de Mauricio Macri y argumentó que “si el dólar agro está alrededor de $50 y el dólar ‘de verdad’ está $140, que bajen uno o dos puntos las retenciones no es ningún estímulo para que los productores salgan a vender”.

“El comprador sabe que en tres meses se termina, o sea que lo único que tiene que hacer es esperar para poder comprar a un precio distinto. Por eso no veo que sea una medida que pueda lograr el objetivo que dice el Gobierno que quiere lograr”, aseveró .

Además, Etchevehere alertó que “una noticia muy mala para miles de chacareros es que volvió el diferencial”, lo que significa que “va a haber un precio diferente entre el poroto, la harina y el aceite, y eso quiere decir que va a haber una transferencia de miles de chacareros, de alrededor de U$S500 millones a ocho empresas”, “quitándole competitividad” a “todo el interior productivo”.

Al respecto coincidió también la Federación Agraria Argentina (FAA), que consideró que se trata de una “descomunal transferencia de recursos desde los productores al sector exportador”, y alertó que “se volvería a premiar a los que realmente especulan y a los que siempre ganan; sin riesgos, sin sobresaltos, y que sólo esperan el mejor momento para aprovecharse de estas situaciones”.

En cuanto a lo que debería haber hecho el Gobierno, Etchevehere consideró que “el camino es haber puesto reintegros de rentas generales” y “hacer lo que hizo Macri ni bien asumió, que es modificar el tipo de cambio, no hay otra alternativa”.

El expresidente de la Rural también consideró que “lo que el productor no tiene con este Gobierno es confianza” y que “con poca certeza se ve difícil” que logre “generan la confianza suficiente para generar inversión y empleo”.

“Hay mucha incertidumbre, las empresas se van todos los días de la Argentina, para generar un cambio se necesitan medidas más de fondo que éstas que son un parche sin ninguna línea de a dónde va el Gobierno”, completó.

Las pymes

En diálogo , el secretario de Prensa de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), Pedro Cascales, señaló que entre los anuncios “hay medidas positivas” que la entidad “viene pidiendo hace tiempo, como la eliminación de retenciones a las exportaciones industriales y el aumento de los reintegros a la exportación; así como instrumentos para canalizar inversión en pesos a la producción”.

Y consideró que “las medidas de canalización de ahorros e impositivas para impulsar a la construcción son positivas por el amplio efecto multiplicador que eso conlleva”.

No obstante, advirtió que “faltan medidas para paliar la crisis, como la urgencia de tratar el proyecto de ley de concursos y quiebras, que hace aproximadamente dos meses está en el Senado, y una asistencia mayor vía ATP para las pymes que aún no pueden recuperar su nivel de actividad”.

Y también puntualizó que “las medidas de apoyo a la exportación deberían ser políticas de Estado, que se mantengan en el tiempo y no dependan de las urgencias de cada Gobierno según las circunstancias”.

Al igual que muchos de los empresarios que se refirieron sobre el anuncio, Cascales remarcó que “la base es lograr generar confianza en la economía argentina” y sostuvo que “eso se logra en base a un plan económico integral, con consenso de los diversos sectores políticos, empresarios y sindicales”.

Por su parte, el presidente de la Cámara Argentina de la Industria del Juguete (CAIJ), Emmanuel Poletto, señaló que “para lograr un crecimiento sostenido hay que exportar cada vez más” y por ese motivo “la medida anunciada es muy acertada para mejorar la competitividad de nuestras exportaciones”.

El sector del juguete se propone alcanzar el objetivo de exportar 30% de la producción de juegos y juguetes en un plazo de cinco años.

En igual sentido se expresó Mario Galizzi, presidente de la Asociación Pyme de Santa Fe, al señalar que las anunciadas “son las medidas de promoción para de la industria que se estaban esperando en el sector de la producción, por el incentivo y el apoyo al de trabajo”.

“Promueve el ingreso de dólares, que es lo que se necesita para los insumos de la industria. Si no tenemos dólares, no tenemos insumos, y si no tenemos insumos no podemos producir”, detalló el empresario santafesino en diálogo con este medio y agregó que se trata de “una verdadera política de desarrollo”.

Al respecto, indicó que la baja de retenciones a las exportaciones industriales es fundamental “para que los que producen generen dividendos que desarrollen la industria nacional”, y destacó que en el interior del país se está viendo “realmente una política de sustitución de importaciones”.

Para el presidente de la Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios (Apyme), Eduardo Fernández, las medidas “tienen una coherencia total con la propuesta del Presupuesto 2021 y eso constituye un mensaje positivo”.

“Tienen una segmentación tendiente a favorecer a las pequeñas y medianas empresas, las exportaciones de sectores de nuestra industria con un incentivo y también con la posibilidad de acceso a crédito”, destacó en un comunicado.

Desde la Fundacion ProTejer, Jorge Sorabilla consideró “una medida necesaria e inteligente la de liberar de retenciones a la industria”. Mientras que para Daniel Rosato, presidente de Industriales Pymes Argentinos (IPA), “va a generar una reactivación en las exportaciones, más que nada en aquellas que tienen que ver con los productos de consumo masivo”.

El sector vitivinícola
Entre las medidas anunciadas este jueves, el Gobierno aumentó más de un 100% los reintegros a las exportaciones del vino fraccionado, espumantes y jugo de uva o mosto concentrado, en línea con las propuestas presentadas por la Corporación Vitivinícola Argentina (COVIAR) para fomentar las ventas al exterior.

“La suba en los reintegros a las exportaciones es una medida muy positiva para la industria vitivinícola. El mercado internacional es muy competitivo, por lo que es fundamental que les demos a los productores mayores incentivos para exportar y más competitividad a nuestra producción”, afirmó José Alberto Zuccardi, presidente de COVIAR, en un comunicado.

También consideró que “la vitivinicultura argentina es muy reconocida a nivel internacional por la calidad de su producción y puede ser uno de los puntales para traer las divisas que le hacen falta al país”.

La oposición

Para Alfredo Cornejo, presidente de la UCR, con las medidas anunciadas “se nota una enorme improvisación en el equipo económico y en el Presidente (Alberto Fernández)”, debido a que en “lo que se ha anunciado se ve inconsistente fiscalmente, cambiariamente y no se ve un plan económico”.

Hay un problema de credibilidad, de confianza y el que lo ha generado es el propio Gobierno, con una cuarentena mal implementada, poco inteligente y con medidas económicas que vinieron a agravar el problema de confianza”, aseveró Cronejo en diálogo .

En cuanto a las medidas para el campo, coincidió con Etchevehere en que en retenciones “los tres puntos que reducen no se ven como un incentivo” y en que “todo es una improvisación”. “Faltan señales para que las empresas inviertan, produzcan y tengan confianza”, completó.

La entrada Los industriales y las pymes celebraron las medidas, pero el campo las ve como insuficientes se publicó primero en Norte Obligado.

Déjanos tu comentario